El padre de Walter Montillo, volante de Universidad de Chile, Walter Óscar Montillo, falleció a los 60 años por Covid-19 en una clínica de Brandsen, provincia de Buenos Aires. Desde la familia y de la funeraria, señalaron que demandaron al centro asistencial, puesto que no informaron que el hombre tenía la enfermedad, por lo que no se cumplieron los protocolos en el servicio fúnebre.

Desde la empresa Sepelios Portau, uno de sus administradores Gaspar Portau, aseguró que “en ningún momento nos avisaron del riesgo. Mis empleados retiraron a los fallecidos con guantes y barbijo N°95 porque era una muerte normal. En el certificado de defunción le pusieron causa final: Infarto Agudo de Miocardio“.

“Nosotros retiramos a la persona que muere y desmiento que hayan estado tapados con una bolsa. Los retiramos de la Morgue y estaba tapado con una sábana. A nosotros no nos dijeron nada de que eran al menos casos sospechosos. Nosotros nos ponemos los guantes apenas bajamos de la ambulancia hasta que termine de cerrarse el cajón, y vamos cambiándonos de guantes constantemente. Pero si nos hubiesen avisado que era un caso sospechoso de COVID–19 nos hubiésemos preparado de otra manera, nos hubiésemos puesto 10 guantes, aunque sea”, señaló uno de los funcionarios de la empresa.